8 de octubre de 2009

ALGUNAS VECES

Algunas veces pienso lo que escribo. Algunas veces tengo pesadillas. Algunas veces lloro mientras duermo. Algunas veces me sobran las ojeras. Algunas veces duermo demasiado. Algunas veces no tengo a quien llamar. Algunas veces bebo y me divierto. Algunas veces bebo.

Algunas veces esquivo los espejos. Algunas veces los espejos me esquivan a mí. Algunas veces me siento interrumpido. Algunas veces cuento chistes. Algunas veces soy el chiste que nadie quiere contar. Algunas veces río. Algunas veces no perdono las verdades a la cara. Algunas veces no respondo. Algunas veces miento.

Algunas veces mi madre me compra calzoncillos. Algunas veces miro, envidio, me lamento. Algunas veces escucho goles desde el balcón que no me suenan a nada. Algunas veces me molesta la intimidad. Algunas veces susurro a mis espaldas. Algunas veces hablo mal de mí.

Algunas veces no sé decir que no (pero estoy aprendiendo). Algunas veces me explotan los ojos. Algunas veces dejo de aparentar. Algunas veces me conformo con lo que antes despreciaba. Algunas veces me rasco las heridas. Algunas veces me desespero esperando. Algunas veces no estamos tan lejos.

Algunas veces no entiendo que la gente no se haga preguntas. Algunas veces no dejo que nadie me ayude. Algunas veces me detesto. Algunas veces hago el triste. Algunas veces olvido. Algunas veces, muchas veces, no sé quien soy.

Algunas veces pienso en ti.

Pero nunca lloro despierto.

3 comentarios:

Belén dijo...

Es bueno llorar de vez en cuando...

Besicos

Iván dijo...

Lo sé... :) Un saludito.

Noe dijo...

Todas las veces que te pasa, lo que te pasa algunas veces, estas aprendiendo.

Te quiero.